Debes elegir por lo menos una opción.
Volver al blog

5 Momentos para hacer Introspección

Hay muchos llamados que nos hacen prestar atención a aspectos de nosotros mismos. Suelen ser situaciones que la vida nos lleva a incomodarnos a veces un poco y a veces demasiado. Creo que siempre es un buen momento para viajar hacia nuestro interior. De todas maneras, hay situaciones particulares que creo son especialmente diseñadas para esto, para mirar hacia adentro.

¿Cuándo es un buen momento para mirar hacia adentro?

A continuación menciono ciertos momentos de la vida que creo que son claves para poder crecer, observarnos y hacer giros que son necesarios para seguir adelante y cambiar la forma en que vemos la vida. 

Enfermedad

El número 1. La enfermedad no tiene porque ser grave. Basta con un dolor muscular o una gripe para recordarnos que tenemos un cuerpo que se expresa y dice aspectos muy profundos de nosotros mismos. Desde estar en una mala posición todo el día o estar expuestos a múltiples situaciones estresantes que no nos benefician a nuestra vida. La enfermedad puede ser uno de los motivos más frecuentes en nuestra sociedad, pidiéndonos observar nuestros hábitos, nuestro trabajo, nuestra rutina y nuestro círculo social.

Cambios externos

Los cambios que nos rodean, sea un nuevo año, una tormenta, una ola de calor o una pandemia, nos llevan inevitablemente a adaptarnos. Pero posiblemente también nos golpeen emocionalmente al punto de angustiarnos. Creo que esta es una buena oportunidad para observarnos y ver que también podemos jugar un rol en ese cambio, haciendo introspección y ver cómo vamos a vivenciarlo o transitarlo.

Abuso de tecnología

Cuando abusamos de las redes sociales o cualquier dispositivo que nos saque demasiado de la realidad, puede ser un pedido de ayuda disfrazado. El aislarnos en la tecnología quizás sea una forma de evitar este viaje interior. Este momento con nosotros mismos que precisamos para llevar nuestra vida a otro punto diferente.

Soledad o vacío

Cuando nos sentimos solos y vacíos, por más que nos veamos rodeados de nuestra familia y amigos. Este sentimiento tan común en nuestra sociedad es producto quizás de una necesidad interna más profunda, un llamado al interior. El poder hacer este viaje nos puede permitir volver a ver la vida con otros colores, aunque al principio sea duro lo que vayamos a ver.

Sueños repetidos

Si soñamos mucho, y además son sueños con características similares. Puede ser un pedido o llamado a prestar atención a lo que nos pasa internamente o inconscientemente. Poder atender estos aspectos desatan sentimientos profundos que estaban reprimidos o guardados sin siquiera darnos cuenta.

Reflexión

Mirar hacia adentro puede ser un gran despertar. A veces basta con estar un rato para darnos cuenta de la falta de cariño que nos estamos dando mirando hacia afuera todo el tiempo. Si nos comparamos, si nos obsesionamos con el afuera, el adentro puede quedar abandonado, pidiendo luego a gritos, prestarle atención.